Reseña EL ÚLTIMO RAYO DE LUZ

«Bet cree estar a punto de conseguir todos sus sueños: construir un lujoso hotel en Niza, ser una arquitecta famosa y poder valerse por sí misma en un mundo de hombres.

Pero el verano de 1910 le arrebata sin compasión la vida que tanto le ha costado construir: su hermano y socio muere, y su familia, desolada, decide volver a su Mallorca natal, adonde ella juró de niña que jamás regresaría.

Porque allí solo la aguarda un miedo atroz. Porque quizá el pasado que la avergüenza y que lucha por olvidar volverá a destruirla. Porque quizá los fantasmas revivan y hagan que se tambaleen los cimientos de la mujer fuerte que finge ser.

Pero entonces descubre que Marc está a su lado, que siempre lo ha estado, dispuesto a cualquier cosa para ayudarla a recuperar la esperanza. Marc es la luz que ilumina sus sombras, pero también el único hombre por el que jamás debería sentirse atraída.

Aunque sea inevitable, aunque enamorarse de él resulte tan natural y tan obvio como respirar».

Resulta complicado definir esta novela con pocas palabras. De hecho, cualquiera de ellas se quedaría corta. Maira ha roto todos mis esquemas con la historia de Bet y Marc, me ha dado un protagonista masculino que no sabía que necesitaba y me ha hecho viajar a la Mallorca de principios del siglo XX de una manera extraordinaria.

Hablemos primero de la trama. Está muy bien hilada y construida, nada está fuera de lugar. Las descripciones son maravillosas, te transportan a los diferentes lugares de la isla (algo que, al no ser mallorquina, me ha encantado), te ayudan a enamorarte de los personajes y a sentir lo que ellos sienten con facilidad. Su pluma es ágil, evocadora y brillante. Me he encontrado con un libro adictivo, lleno de emociones, y de recuerdos diría yo.

En cuanto a los personajes, no podría querer más a Marc y Bet. Lloré con lo que le sucedió a Toni, sentí en mi corazón el dolor de los padres de Bet, chillé de rabia con lo que le pasó a ella y empujé mentalmente a Marc para que se decidiera a dar pasitos hacia adelante. La protagonista, Bet, carga una losa muy pesada y de dimensiones considerables, pero Marc aprende cómo aliviar su sufrimiento. Aunque no es perfecto, por supuesto, ninguno de los dos lo son, pero es lo que más me gusta de ellos.

Y no me puedo olvidar del que, a mi juicio, es el personaje más entrañable de toda la historia: la tieta. Me ha recordado a mi propia yaya, una mujer fuerte y directa, con las ideas claras.

Podría continuar hablando maravillas de esta novela, contaros cómo Maira nos muestra las costumbres de la época y los paisajes que estaban a punto de cambiar para siempre. Podría seguir alabando la maquetación impecable y el gusto exquisito de la portada, pero prefiero que vosotros/as lo descubráis. Porque esta novela sí que es un auténtico rayo de luz y ahora, más que nunca, es justo lo que necesitamos.

https://www.amazon.es/El-%C3%BAltimo-rayo-luz-imposible-ebook/dp/B094DQFQX9/ref=sr_1_1?__mk_es_ES=%C3%85M%C3%85%C5%BD%C3%95%C3%91&dchild=1&keywords=maira+varea&qid=1624615933&sr=8-1

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

13 + 17 =