Reseña SIETE BESOS

«¿Son siete besos suficientes para conseguir que el chico que le gusta se enamore de ella? Paula sabe que está mal, que no debería habérselos pedido, porque Alex es mayor que ella tres años y es, además, el novio de su prima. Sin embargo, con catorce años, es incapaz de renunciar a la oportunidad que se le ha presentado gracias a un giro del destino, y Paula buscará sus siete besos aunque sepa que el verano no puede terminar bien como así ocurre. Años después, un Alex adulto se reencontrará con esa chiquilla que lo atormentó y lo persiguió siendo adolescentes, y descubrirá que ella también es otra Paula, mucho más crecida y mucho más mujer. Entre ellos flotan los fantasmas de esos siete besos que marcaron un verano para olvidar».

Las novelettes de romántica me apasionan, porque son frescas, divertidas, ágiles y te invitan a leerlas una y otra vez. Y si además incluye un amor de la infancia, ¡me tiene ganada! Siete besos nos transporta a ese amor adolescente que, quién sabe, podría llegar a buen puerto si las cosas no se tuercen demasiado. ¿Acaso es pedir mucho?

La historia gira en torno a Paula, que pasa sus veranos con sus tíos y su prima en una casa cerca de la playa. Con catorce años, se enamora de Álex, el novio de su prima, y en cuanto se le presenta la oportunidad, le pide siete besos a cambio de hacerle un favor muy grande. Sin embargo, las cosas no acaban bien y, cuando años después se reencuentran en sorprendentes circunstancias, la tensión se puede cortar con un cuchillo. Aquí hay romance, risas, secretos y un mensaje claro: que las palabras pueden llegar a hacer más daño del esperado.

Con catorce años, los complejos de Paula son gigantescos, sobre todo cuando se compara con su prima. A esa edad, es una chica algo retraída, soñadora y que desea, por encima de todo, ser tan popular como su familiar. Álex, en cambio, es el chico más popular de la isla, se las lleva a todas de calle y es consciente de ello. No obstante, Paula parece inmune a sus encantos y eso le trastoca sobremanera; ¿o será que le atrae la idea de conocer a alguien diferente?

La pluma de Kate me ha sorprendido, porque ha sabido reflejar muy bien ese sentimiento de inferioridad y desconcierto que todas las adolescentes hemos sentido alguna vez. Siempre nos hemos comparado con las demás, e incluso al crecer lo hacemos. Sin embargo, a través de Paula, nos enseña que debemos amarnos a nosotras mismas y que todas somos hermosas.

Siete besos es una novela corta que me ha hecho soñar despierta. Sin duda, una lectura muy recomendada si no quieres entrar en historias largas y complejas.

Enlace de compra: Siete besos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

1 × tres =