CUANDO EL INSOMNIO Y LAS CRIATURAS DE LA NOCHE HACEN UNA COMBINACIÓN DE LO MÁS EXPLOSIVA

¿Qué pasaría si un chico con insomnio conociera a una chica vampira, le chupase la sangre y ésta le enseñara la cara oculta de la noche?

Con esta introducción, comienza esta peculiar historia entre un estudiante de secundaria con insomnio y una vampira muy despierta.

La historia nos presenta a Kou Yamori, un estudiante de secundaria que de un día para otro deja el instituto y empieza a padecer insomnio. La primera noche que se escapa de casa, conoce a una chica bastante peculiar llamada Nazuna Nanakusa, quien le dice que quiere ayudarle con su problema de vigilia y lo invita a que vaya a dormir a su casa.

Ya allí, y cuando la chica creía que él ya estaba completamente dormido, comienza a chuparle la sangre, ¡y es cuando Ko descubre que ella en realidad es una vampira y que debe beber sangre para su sustento! (por cierto, para ella, la sangre del chico es deliciosa en general, pero lo es más aún cuando él experimenta distintas emociones).

Así, ambos comienzan a quedar todas las noches y la vampira le enseña la libertad que ésta le proporciona, y acuden a todo tipo de sitios, algo que fascina al chico, y es así cuando él toma la decisión de querer convertirse también en vampiro…, sólo que hay una condición para ello: él tiene que enamorarse de ella…

Aunque en esta historia, hay personajes secundarios de lo más especiales, como Akira y Seki, dos amigos de la infancia del protagonista, que también sufren insomnio, y, a pesar de que al principio no vean con buenos ojos la nueva vida de Kou, serán su gran apoyo y contacto con su vida anterior, y se unirán a las quedadas nocturnas de Kou y Nazuna, que son la mar de inocentes, como jugar a videojuegos o ir a un karaoke.

Pero no podemos olvidar el grupo de vampiras que vigilan que el orden entre los vampiros y los humanos se mantenga, y es que, aunque está prohibido (y con muerte inmediata), que un humano sepa de la existencia de estos seres de la noche, Kou les deja claro que quiere que Nazuna lo convierta en uno de ellos, por lo que le perdonan la vida…, por el momento, aunque vigilarán de cerca a la parejita, ya que sólo tienen 1 año para que Kou se convierta en uno de ellos.

Pero, ¿cómo se convierte Kou en vampiro? Pues de una forma bastante particular: él tiene que enamorarse de Nazuna antes de que se acabe el año…, ¡por lo que el chico se pone manos a la obra para conquistarla! Y aunque la vampira parece muy pícara para la vida en general, el tema del amor es algo que le sobrepasa y es muy vergonzosa en este aspecto, lo que hace que se produzcan situaciones muy divertidas entre ellos.

Además, conocemos a otro personaje bastante misterioso: una detective privada llamada Uguisu Anko, que se dedica a que las personas que se han transformado en vampiros puedan descansar en paz, por lo que advierte al chico que se quite esa idea de la cabeza, lo que provocará que el protagonista se lo replantee absolutamente todo.

A pesar de todo, y pese a que Nazuna decide alejarse del chico para mantenerlo a salvo de los vampiros, él decide seguir a su lado, no sólo porque quiere convertirse en vampiro, sino porque ya no se imagina la vida sin ella, y ella piensa lo mismo. De hecho, a lo largo del anime, han tenido varios momentos románticos que no hacen sino afirmar la idea de que se están enamorando de verdad.

Pero es que, a lo largo de la historia, tanto Kou como Nazuna ayudarán a la gente que se les cruza en el camino a sentirse mejor (me pareció muy peculiar que Nazuna se ganara la vida como masajista y Kou acabara siendo su ayudante personal).

Este anime, llamado Yofukashi no uta (Call of the night en su versión en inglés) fue algo totalmente inesperado para mí, ya que le dio la vuelta a la temática del insomnio y de la noche al unirla con los vampiros.

El anime, basado en el manga escrito e ilustrado por Kotoyama, fue estrenado el pasado 8 de Julio, cuenta con 13 capítulos y fue realizado por el estudio Liden Films. Además, la estética y mezcla de colores vivos hace que sea visualmente espectacular. Además, tanto el opening como el ending, llamados Daten y Yofukashi no uta, están interpretados por la banda Creepy Nuts.

Opening del anime:

Ending del anime:

Es una historia que he disfrutado mucho, ya que combina la noche, el insomnio, los vampiros, y con un toque de misterio y también de romance, hace que se disfrute muchísimo, ¡os lo recomiendo mucho!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

1 × dos =