Entrevista a la artista Arlette Torres

Hay artistas que por mucho reconocimiento que tengan, siguen siendo esas personas humildes que eran cuando empezaron su carrera audiovisual y así debería ser todo el mundo. Hoy tenemos con nosotros a Arlette Torres, una actriz que no deja de tener impacto en el mundo de la interpretación.

Bienvenida a Pasaporte Akihabara, muchas gracias por aceptar la entrevista. Estamos encantados de tenerte con nosotros y poder conocer en profundidad a la gran artista que hay detrás de las redes sociales.

1. En primer lugar, nos gustaría conocerte un poco, ¿quién es Arlette Torres? ¿En qué momento supiste que querías ser actriz?

  • Lo primero, muchísimas gracias por esta entrevista. ¿Quién soy? Pues… una mujer a la que le gusta emprender, viajar, bailar, comer, crear, inventar, compartir con familia y amig@s…; amante de la naturaleza, de los animales, que disfruta de la vida, agradece cada día y trabaja para ser cada día mejor persona y hacer el bien propio y a los demás… Todo ello con sus luces y sus sombras, por supuesto.
  • Y respondiendo a la otra pregunta, más que saber que quería ser actriz, lo que supe desde niña es que me encantaba crear, inventar, jugar… y jugar se traduce en actuar tanto en inglés como en francés, por ejemplo. Lo que no tenía claro en absoluto entonces es que iba a querer dedicarme a ello de manera profesional y laboral… Eso fue algo que fue fluyendo con el tiempo de manera muy natural.
Foto realizada por Ana Verónica Schultz. Hairstyle por parte de Federico Calcatelli

2. ¿Qué palabra crees que te define mejor como artista y porque eliges esa en concreto?

  • Uf… Pues, ¿creación? ¿Puede ser? Creo que arte es todo lo que crea el alma.

3. Sabemos que naciste en Venezuela, ¿cómo fue tu adaptación a España?

  • Al principio difícil, claro, como todo proceso migratorio, pero llevadero. En mi caso podríamos decir que he sido una “privilegiada”. Emigré de Venezuela hace casi 20 años, en 2005, y en aquella época, aun cuando las cosas ya comenzaban a pintar mal, no fui parte de ese éxodo masivo que se fue dando años más tarde, a causa de la situación económica, social y política impuesta por el régimen gubernamental que obligó (y aún lo sigue haciendo) a la gente a irse, con una mano delante y otra detrás en busca de mejores condiciones de vida. En ese entonces yo salí por decisión propia, porque quería ampliar horizontes, cumplir metas, sueños. De manera que fue un proceso complejo, con sus altos y bajos, pero lleno de aprendizaje y satisfacciones.

4. Antes de hablar de tu experiencia profesional, nos gustaría que nos hablases de tu formación, ¿Qué recuerdas de dicha etapa? ¿Dónde te formaste?

  • Me formé en la Compañía Nacional de Teatro, en Venezuela, y también en los talleres que dictaban en el Teatro para Niñ@s El Chichón de la Universidad Central de Venezuela. Posteriormente, a mi llegada a Madrid, seguí formándome en el Instituto del Cine, y continúo haciendo cursos y workshops que me interesan cada vez que puedo. En este oficio es necesario estar en constante búsqueda, aprendizaje y entrenamiento. Es algo que no debes parar nunca de hacer. Nutrirte, resetearte… Es necesario.
  • Respecto a mis primeras etapas, recuerdo por supuesto a mis maestr@s, su dedicación y amor por enseñarme el valor y el respeto hacia el oficio, hacia un@ mism@ y hacia l@s compañer@s; la importancia de la puntualidad, de la responsabilidad que tenemos como artistas, de mantener vivas las ganas, el ímpetu, la gratitud y la alegría de crear. Lo más bonito de ello es que aún hoy día, 25 años más tarde, continúo -o al menos lo intento- cultivando eso en cada paso que doy, tanto personal como profesional. Así que sí… tengo gratísimos e importantes recuerdos de esa etapa.

5. Tu primer trabajo fue con la obra de teatro “Acto de fin de curso” en 1997, con el personaje Daniela. ¿Qué nos puedes contar de esta obra?

  • ¡Wow! ¡Jajajaja! ¡Pero, por favor! ¡Qué belleza de pregunta! Bueno, digamos que fue mi primer trabajo a nivel más profesional. Mi primera obra de teatro realmente fue en el salón de fiestas de mi edificio, cuando tenía 7 años, la cual escribí, produje e interpreté… ¡Jajaja! Luego vino “La cucarachita Martínez”, a mis 8 años, en un teatro del municipio en el que nací y crecí. Mi padre, también actor y artista integral, colaboró con nosotr@s en la realización de las máscaras que utilizamos para el montaje. ¡Fue hermoso! Después actué en otras obras durante mi período escolar y posteriormente ingresé en el grupo El Chichón. Fue cuando montamos “Acto de fin de curso”, un espectáculo musical que nos dio muchas alegrías. A mí, particularmente, además de todas las experiencias, me dejó como legado a una de mis mejores amigas, por ejemplo. La obra cuenta la historia de unas niñas de un coro infantil que son elegidas para participar en el acto de fin de curso de la escuela; una premisa sencilla que se creó con el fin de dar a conocer algunas canciones tradicionales infantiles venezolanas. Con esta obra estuvimos de gira por muchas ciudades de Venezuela, ¡y hasta viajamos a México, donde fuimos seleccionadas para el Festival de la Canción Infantil Latinoamericana y del Caribe! ¡Inolvidable! ¡Muchas gracias por hacerme revivir estos momentos!

6. En esta faceta tu obra más reciente es “Divorcio” que se estrenó el año pasado, donde interpretas al personaje Chiquita. ¿De qué va esta obra? ¿Cómo fue la preparación de dicho proyecto?

  • “Divorcio” trata de un matrimonio venido a menos que se deja arrastrar por la mísera necesidad de destacar, de obtener fama, a costa de todo. En plena discusión sobre la repartición de bienes, la pareja recibe una llamada telefónica que les ruega que por nada del mundo vean las noticias que transmiten en ese momento. Se trata de un drama/thriller con tintes de comedia negra, un montaje que, desde mi punto de vista, el interpretativo, ha sido divertidísimo e interesantísimo abordar.
  • Pasamos tres meses intensos de ensayos antes de estrenar, y el proceso fue realmente satisfactorio. Tuve la suerte de contar con un compañero de escena estupendo, Iván Ugalde, una gran dirección (Consuelo Trum) y producción (Johann Moreán), además de un equipo de producción al completo que hizo todo el trabajo mucho más fácil y bonito. Esperamos volver al ruedo con ella muy pronto.
Foto de: Alexandr Purcel
Cortesía de Coraje Teatro

7. ¿Hay alguna anécdota en las diversas obras que has realizado que quieras destacar? Alguna anécdota graciosa o que no esperabas.

  • Participé en una función de teatro en Venezuela en el año 2013, cuyo proceso fue especial en varios sentidos, pero especialmente por el hecho de que pude compartir tablas con mi padre… algo realmente inolvidable y hermoso. Por otra parte, el día del estreno, me resbalé en escena y me hice un esguince en el tobillo; a partir de allí tuve que interpretar mi personaje durante todas las funciones con una férula en la pierna.

8. En 2004 empezaste a participar en cortometrajes como “La línea del olvido” o el más reciente “Noria” (en 2022). ¿Que supuso para ti esta nueva forma de trabajar? Ya que hasta ese momento prácticamente solo habías hecho obras de teatro.

  • Había participado en algún otro proyecto audiovisual, como la película “Maroa”,dirigida por Solveig Hoogesteijn, por ejemplo, pero efectivamente me había dedicado más al teatro. Supuso todo un cambio en mi vida porque fue prácticamente lo que me impulsó a querer viajar a Europa y formarme en interpretación para cine, cosa que hice un año después del rodaje de “La línea del olvido”. Y heme aquí.

9. También te hemos visto en diversas series como “La que se avecina” o “Laura y sus misterios”. ¿Hay algún rodaje del que nos quieras hablar en concreto? Por la complejidad, por ejemplo.

  • Más que por la complejidad, sino por las buenas experiencias que me han dejado, podría hablar de “La pasión turca”, “Señoras del (h)AMPA”, “El Embarcadero” o “HIT”.
  • Debo decir que, afortunadamente, todos los proyectos televisivos de los que he formado parte, tanto cinematográficos como teatrales, han dejado huellas bonitas en mí. Si tuviera que destacar alguno por su complejidad, mencionaría el rodaje de la película “Cenizas eternas”, para el que nos tocó pasar 10 semanas en el Amazonas y fue toda una EXPERIENCIA con mayúsculas.

10. También has dado el salto al cine, como por ejemplo con tu última película “Desmadre incluido”, donde interpretas a Yoaiza. ¿Que ha supuesto para ti como persona este impacto también en un ámbito con tanta visibilidad como son las películas?

  • La verdad es que, a nivel personal y laboral, procuro que el impacto -el que sea- que pueda tener un proyecto no afecte a mi día a día en la medida de lo posible; al menos trabajo para ello. Me contenta si a la gente le gusta el proyecto, pero no me pongo ni triste ni me molesto en caso de que no. Por otra parte, si bien es cierto que algunos proyectos en los que he trabajado han tenido una gran visibilidad y éxito, tampoco es que salga a la calle y la gente se me eche encima. No es el caso. Aunque trabajo con cierta regularidad, no soy una persona mediática.

11. Tu proyecto más reciente es la serie “La Pasión Turca” que es distribuida en España por Atresmedia. ¿Cómo surgió esta oportunidad? ¿Qué nos puedes contar al respecto?

  • Llegué a este proyecto a través de un proceso de casting. Les gustó mi prueba y me hicieron ese maravilloso regalito que es Lupe. Tengo muy buenos recuerdos del rodaje y de tod@s l@s compañer@s implicad@s. Me siento muy agradecida y contenta con el resultado.

12. ¿Cómo está siendo la acogida de la serie? ¿Se emite en la televisión o directamente en Atresplayer?

  • La serie justamente acabó de emitirse en Antena 3 hace una semana. Y todos los capítulos están disponibles en Atresplayer Premium. Y el público la ha recibido muybien. ¡Estamos muy content@s!

13. También has entrado en el mundo de la moda, ya que has sido modelo de pasarela en diferentes desfiles. ¿Cómo surgió esta oportunidad? Para seguir creciendo tu visibilidad más allá de la interpretación.

  • Estudié modelaje cuando era jovencita y fui modelo para algunas marcas, pero ya no me dedico a ello de forma habitual.

14. Para todo aquel que no sepa que es, ¿nos podrías decir en que consiste el photoshooting? Ya que también has participado en proyectos así.

  • El photoshooting es una sesión de fotografías. Usualmente se hacen para trabajos de moda, pero también para proyectos artísticos de fotógraf@s.

15. Por último, cuéntanos dónde te podemos seguir en redes sociales para estar atentos a tus futuros proyectos de interpretación.

  • Me podéis seguir a través de mi cuenta en IG @ArletteTorresOficial o en Twitter @ArletteTorresOf.

Esperamos que te hayas sentido cómoda en todo momento respondiendo las preguntas y estaremos encantados de volver a tenerte en el futuro, porque Pasaporte Akihabara es tu casa y tienes las puertas abiertas siempre que quieras. De nuevo, muchas gracias por todo.

  • ¡Muchísimas gracias a vosotr@s por esta linda entrevista! ¡¡¡Y muchos éxitos siempre!!!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

tres × cuatro =