Sin Malos Rollos – La comedia del verano

¡Muy buenas, seguidores de Pasaporte Akihabara! Hoy se estrena en cines “Sin Malos Rollos”, la nueva comedia de Jennifer Lawrence. Gracias a Sony Pictures, asistimos hace unos días al pase de prensa. Por ello, hoy os traemos la reseña de la película. ¡Vamos allá!

Dirigida por Gene Stupnitsky, la película está protagonizada por Jennifer Lawrence y Andrew Barth Feldman. La cinta trata sobre Maddie (Lawrence) que para hacer frente a unos gastos imprevistos, aceptará la oferta de unos padres sobre protectores de salir con su hijo antes de que vaya a la universidad. El guion es de John Phillips con el propio director de la película, mientras que de la música se encargan Mychael Danna y Jessica Rose Weiss.

Póster oficial de la película

Como comentábamos antes, la historia trata de Maddie, una joven que vive en la casa que le legó su fallecida madre. Cuando unos impagos le hacen perder su coche, con el que trabaja para Uber, deberá aceptar la oferta de unos padres ricos: recibirá un coche si sale con su hijo antes de que este vaya a la universidad, para ayudarle a salir del cascarón. Maddie acepta sin saber lo que se le viene encima. Cuando conoce a Percy, el hijo, verá que no va a ser tan fácil pues él quiere enamorarse antes de tener cualquier relación. Maddie deberá hacer frente a su propia forma de ser si quiere conseguir el coche y por ende, mantener la casa de su madre.

El reparto, además de los dos protagonistas, se compone por Matthew Broderick, Laura Benanti, Natalie Morales, Scott MacArthur y Ebon Moss-Bachrach.​ Están todos muy bien, y cumplen con su función. Así pues, lo que menos funciona en esta comedia es… el humor. Tiene momentos graciosos, desde luego, pero muchos de los gags a los que se recurren son de vergüenza ajena. Sin embargo, la gran vis cómica de Jennifer Lawrence es suficiente para salvar a la película de la catástrofe.

Un punto a su favor es el tratamiento que dan a ambos personajes protagonistas. Están bien desarrollados y tienen una buena historia de fondo por la que son como son, y es de agradecer. Además, los paisajes son espectaculares.

Tiene una duración de una hora cuarenta y cinco minutos y la verdad es que no se hace larga en ningún momento. Más allá de los momentos sonrojantes, es una gran opción para ir al cine este fin de semana. Además, salen perretes, ¿a quién no le gustan los perretes? Os recordamos que se estrena hoy mismo, así que para abriros el apetito, os dejamos con su trailer. ¡Hasta la próxima!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

once + 19 =