“Lilo, Mi Amigo el Cocodrilo”, una película para ver en familia

Un día más hemos podido asistir a la proyección de una de las películas de Sony Pictures, para ver la película “Lilo, Mi Amigo el Cocodrilo” en la que participa Bardem. Aquí la reseña sin más dilación.

“Lilo Mi Amigo el Cocodrilo” es una película dirigida por Josh Gordon y Will Speck, con un guión de William Davies que está basado en el libro de Bernard Waber. La música corre a cargo de Benj Pasek, Justin Paul y Matthew Margeson y la dirección de fotografía es de Javier Aguirresarobe. El reparto de la peli es el siguiente: Javier Bardem, Constance Wu, Winslow Fegley, Scoot McNairy, Brett Gelman y la voz de Shawn Mendes encabezando los títulos. Las productoras son Hutch Parker Entertainment, Sony Pictures Entertainment, Speck & Gordon y la distribuidora es Columbia Pictures.

La película dura 106 min y está dentro de la categoría musical, fantástico, infantil y comedia (cine familiar).

La sinopsis es la siguiente. La familia Primm se muda a Nueva York y su hijo adolescente Josh quiere adaptarse a ella. Un día escucha un extraño sonido y descubre que hay un cocodrilo allí, que para su sorpresa no sabe hablar pero sí cantar y bailar. Se hacen amigos y poco a poco el resto de familia le incorpora como un miembro más. Un día aparece el dueño de la casa y mentor de Lilo, Héctor P. Valenti para intentar sacar un espectáculo con Lilo, pero este tiene miedo escénico. Héctor hará ver al mundo que la familia puede surgir en los lugares menos esperados. Pero se encontrarán con numerosos obstáculos en su camino que no harán que la situación siga su marcha como se esperaba.

Comenzamos con los aspectos técnicos. La peli empieza con un plano en movimiento de seguimiento y se verán otros muchos a lo largo del filme, así como planos generales y medios, aunque hay mucha diversidad de tipos de plano. También hay varios traveling out. La angulación es principalmente neutra pero hay planos contrapicados, picados y cenitales. Respecto a la fotografía, muy iluminada con tonos alegres y luminosos, gamas de color cálidas en su mayoría. La iluminación es principalmente artificial. La música al ser una película musical juega un papel muy importante en el desarrollo de la trama, canciones muy pegadizas y animadas, cantadas casi todas por Lilo (Shawn Mendes). El maquillaje es natural, no hay caracterización como tal dado que el protagonista está hecho por CGI. El CGI muy conseguido, que da un aspecto adorable desde el principio a nuestro amigo reptil. Vestuario cotidiano y de espectáculo, algo más esperpéntico en el personaje de Héctor. El guión cumple su función, es una trama lineal y comprensible.

Continuamos con la crítica. Es un filme bastante entretenido, las canciones dan muy buen rollo y nos hacen ver cómo con música podemos comunicarnos y expresar los sentimientos, sin necesidad de hablar. Es una trama predecible, es una peli infantil basada en un cuento por lo que con el título sabemos lo que vamos a ver en la pantalla. Si os gustan los musicales e historias de mascotas y amistad, sin duda os va a gustar mucho. Si por lo contrario sois más de tramas complejas y dramáticas esta desde luego no es vuestra película. La relaciones se marcan muy rápido, como suele pasar en las películas de cine familiar, pero no es nada nuevo en este panorama. Podemos ver una actuación de Javier Bardem muy diferente a lo que estamos acostumbrados a ver, un personaje muy cómico y optimista con la vida, que además también canta y baila. No se hace extensa en absoluto. Eso sí, es una película para ver principalmente en familia. Los créditos son con el fondo en blanco y dibujos y las letras en negro, algo así diferente.

Como terminación, viendo el título se sabe de lo que va, si os llama la atención la recomiendo, pero puede tener toques algo infantiles debido a su categoría. A mí me ha gustado y he salido con buen sabor de boca.

Aquí el tráiler y póster promocional.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

4 + once =